Thursday, February 15, 2007
















AQUÍ HAY TOMATE
(cosas que preguntarse y comentarios oídos en una frutería al día siguiente de la San Valentín)

- ¿Dos tomates marchitos pueden enamorarse?
- Claro. Y pueden luchar juntos por no acabar en ensalada mixta.
- Son tomates, no perdona, son corazones. Ay no sé muy bien lo que son. Creo que son corazones un poco cansados con forma de tomates.
- De cansados, nada. Son corazones que laten, que viven.
- ¿No son corazones de invernadero almeriense?
- ¡Qué va! Son corazones del huerto.
- Oye, ¿pueden los sapos transformarse en tomates?
- A lo mejor. Me hablaron de un caso curioso, de unos tomates que se transformaron en sapos antes de transformarse en príncipes.
- Entonces los tomates pueden transformarse en príncipes ¿verdad?
- Pregúntaselo a Letizia.
- ¿Hay tomate en la Zarzuela?
Ay, CORAZÓN, CORAZÓN, CORAZONCITO ... TENGO GANAS DE COMERTE A MORDISCOS ...

1 comment:

PícoraViboríta said...

Jajajaajja,
Sí, hay tomate en la zarzuela, forma parte de los ingredientes.Aúnque lo que más lleva es pescado y marisco.
Muchas gracias por comentarme.
Siempre serás bienvenida.

Besos mil.